empezar una vida zero waste
Estilo de vida

6 consejos para empezar una vida zero waste

Liberarte para siempre de los desechos implica todo un cambio en el modo de vida, pero con estos consejos te será más sencillo iniciar una vida zero waste. 

Todos crecimos con la idea de que reciclar es la mejor ayuda que le puedes dar al planeta, pero este proceso puede evitarse. Si rechazamos el uso de productos desechables, podemos tener un mayor impacto en el medio ambiente. Así es como puedes iniciar una vida zero waste.

  1. Escriba su “por qué”:

¿Cuál es la razón por la que decidiste no desperdiciar nada?

Escribirlo solidifica tu resolución, dándote algo a lo que referirte siempre que necesites motivación.

Tal vez sea porque te preocupas profundamente por el medio ambiente, quieres ahorrar dinero o evitar las toxinas que se encuentran en los plásticos. Todas esas razones son válidas.

Haz referencia a este “por qué” siempre que necesites inspiración, o cuando las cosas se pongan difíciles. Ya lo tienes!

iniciar una vida zero waste

  1. Céntrate en eliminar primero los artículos de un solo uso:

Los residuos están en todas partes, así que antes de sobrecargarte céntrate en eliminar los artículos de un solo uso. ¿Qué es lo que más te interesa? Utensilios de plástico, servilletas de papel, botellas de agua de plástico?

Siéntete libre de observarte a ti mismo durante una semana y haz una auditoría de la basura. Esto realmente te ayudará a ver de dónde vienen tus residuos, y qué es exactamente lo que hay que eliminar.

  1. Usa lo que tienes:

No tienes que comprar nuevos artículos para que no haya ningún desperdicio. Mira alrededor de tu casa: ¿Qué herramientas de cero desperdicio ya tienes?

Los frascos de vidrio vacíos son ideales para almacenar alimentos secos a granel, golosinas caseras, sobras, compostaje en movimiento o una botella de agua improvisada. Para más inspiración, mira las 13 formas inesperadas de usar un tarro de albañil.

Una camisa vieja puede convertirse en una bolsa de productos reutilizables, o cortarse en pañuelos o trapos. Los cubiertos reutilizables de la cocina pueden usarse como utensilios para llevar.

No tienes que salir a comprar todo lo nuevo, ¡sólo tienes que ser creativo para tener una vida zero waste!

impacto positivo en el medio ambiente

  1. comprar primero de segunda mano:

Cuando tengas que comprar un artículo, comprueba primero en las tiendas de segunda mano de tu localidad. Puede que tengan lo que necesitas (a un precio mucho más bajo también).

Y, asegúrate de revisar esta super útil entrada de blog 5 Lugares para encontrar suministros de cero desechos.

Los artículos de las tiendas de segunda mano ya se han fabricado, por lo que no es necesario desperdiciar nuevos recursos para crearlos. También estás manteniendo un artículo perfectamente bueno fuera del vertedero.

Si no encuentras lo que buscas en la tienda de segunda mano, consulta la tienda de “Cero desechos”, donde podrás encontrar todos los productos que se utilizan para que vivir con cero desechos sea un poco más fácil.

  1. Espera… y espera un poco más:

Cuando veas un artículo que te guste o quieras, pregúntate si realmente lo necesitas. Aléjate del artículo y espera unos días (¡recomiendo 30!).

Esto te permitirá evitar el consumo excesivo. Si hay algo que necesitas, siempre pregúntale primero a tus amigos y familiares antes de comprarlo.

Por ejemplo, ¿se rompió la máquina de café? Pregúntale a tu hermana si tiene una de repuesto. Esto te ayudará a ahorrar un dólar y a no desperdiciar nuevos recursos.

  1. Aprende a hacer las cosas por ti mismo:

La mayoría de los artículos de aseo, maquillaje y alimentos procesados están empaquetados en plástico. Puedes reducir enormemente este tipo de residuos si aprendes a hacer las cosas por ti mismo.

Salta la comida para llevar y haz una comida casera para la cena! (Por supuesto que también hay comida para llevar con cero residuos….) Cambie la pasta de dientes convencional por pasta de dientes o enjuague bucal con cero residuos. Aprende a hacer tu propia mantequilla de nueces y leche de anacardo.

Las posibilidades son infinitas para tener una vida zero waste, todo depende de que te comprometas y con un poco de esfuerzo verás un impacto positivo en el medio ambiente.